Festeja Jorge Vera a los maestros

el

Festeja Jorge Vera a los maestros

-Todos hemos necesitado de un maestro capaz de inspirarnos para hacernos mejores seres humanos, señaló Jorge Vera Hernández

DE LA REDACCIÓN

Congregados, confortablemente, en las modernas instalaciones del auditorio de la colonia José López Portillo, las profesoras y los profesores de todo el municipio fueron agasajados por el Día del Maestro, disfrutando de un programa muy divertido en compañía de sus familiares.

El presidente Jorge Vera Hernández, luego de saludar a los asistentes, resaltó la importancia del maestro en la formación de cada individuo, dijo que la historia de la humanidad está acompañada por la figura del maestro, recordó que desde las antiguas civilizaciones el maestro representó una figura importante en el desarrollo de la sociedad.

Recordó los dos tipos de escuelas en la cultura azteca (Calmécac y Telpochcallis) donde los aztecas impartían una educación muy rigurosa, precisando, que la primera era para los nobles y la segunda donde se forjaban los guerreros.

“Amigas y amigos maestros reconocemos la labor que ustedes desempeñan, no es una labor improvisada, la docencia está cimentada en años y años de historia, ya sea como oficio o como profesión y no es una coincidencia que una de las labores más antiguas del mundo sea para muchos la profesión del futuro” indicó, precisando, que hasta el más brillantes genio científico ha necesitado de una aula y un maestro.

Dijo que todos hemos necesitado de un maestro capaz de inspirarnos para hacernos mejores seres humanos, destacó  que un maestro nos enseñó el camino por el cual podríamos transitar y que fue un maestro quien fijó en nosotros los valores morales y potenciar nuestras capacidades.

Detalló que no siempre las condiciones laborales de los maestros son las más favorables y reconoció el esfuerzo que hacen para poder cumplir con sus responsabilidades, sobre todo, la más sagrada de todas ellas que es la de educar, informar y formar a los hombres y mujeres que transforman a nuestros municipios, a nuestro estado, a nuestro país y porque no decirlo, a nuestro mundo, pues no sabemos la influencia que puedan llegar a tener las semillas que siembra un maestro.

Les dijo que ser maestro no es nada fácil y habló de lo difícil que es trabajar con varios alumnos a la vez ya que cada uno de ellos es un mundo con sus propias características, luego detalló los esfuerzos que hacen para llegar a sus escuelas, pues todos los días se enfrentan a las condiciones del tiempo y el camino para llegar a su trabajo.

Comentarios