Alcalde se niega a disculparse con los padres de desaparecidos

el

Alcalde se niega a disculparse con los padres de desaparecidos

-Los citó a un restaurante “sin medios”, para evitar exhibirse ante el bestial crimen cometido por sus policías

Por María Elena Ferral

A más de un mes de que la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, emitió la recomendación 6VG/2017, al Gobierno del Estado de Veracruz, a la Fiscalía General del Estado y al Ayuntamiento de Papantla por el caso de la detención y desaparición forzada de tres jóvenes, presuntamente, a manos de la policía el 19 de marzo de 2016, así como por la retención ilegal de un menor de edad, derivándose de violaciones graves a derechos humanos ocurridas el 19 de marzo de 2016; ayer miércoles el presidente municipal perredista de Papantla, Marcos Romero, se negó a disculparse, públicamente, con los padres de los jóvenes.

Ante esto los padres de los desaparecidos y hallados muertos, presuntamente, en siete fosas clandestinas localizadas en el Rancho La Isla, en este municipio, -caso por el cual hay ocho policías detenidos-, entre ellos quien fuera el Inspector de esa corporación policial, Bernardino Olmedo Castillo, decidieron no aceptar la disculpa si la misma no se hacía en forma pública y con la presencia de los medios de comunicación, a quienes trataron de impedirles el acceso al restaurante donde los citaron la mañana de ayer, pues pretendía “ofrecer” la disculpa de manera privada.

La señora Verónica Tapia Rivera, madre de uno de los jóvenes desaparecidos, explicó que un día antes, fueron citados “por oficio” a otros se les avisó apenas ese mismo día en el restaurante -La Colina del Conejo-, pero nos pidieron que no estuvieran presentes los medios de comunicación “por lo que no aceptamos y así se los hicimos saber a los representantes de la Comisión Nacional de Derechos Humanos que estaban aquí presentes y nos dijeron que ahora en otra fecha tendrán una nueva reunión en el palacio municipal”.

Explicó que “el pasado 28 de octubre, mediante oficio nos dijeron que nos recibirían para la disculpa pública, pero apenas anoche nos dijeron que sería en un restaurante y a puerta cerrada y al presentarnos vimos que el Alcalde estaba acompañado de algunos de sus colaboradores, por lo que no aceptamos que la disculpa fuera privada, ahora vamos a esperar otra fecha para que sea pública en la explanada del Palacio Municipal”, señaló la entrevistada, quien se retiró del lugar junto con los demás padres de familia de jóvenes desaparecidos.

Cabe recordar que además de la disculpa pública, la CNDH demandó a la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, realizar “un diagnóstico que permita determinar si los policías municipales cumplen o no con los perfiles requeridos para su empleo, cargo o comisión y, de apreciar circunstancias irregulares, se proceda conforme a derecho corresponda”, en tanto que al Gobierno Estatal  de Veracruz le demandó implemente en un plazo no mayor a seis meses, acciones a través de políticas públicas adecuadas para solucionar y combatir los altos índices de violencia y criminalidad que imperan en el Estado de Veracruz, y se remitan al Organismo Nacional, las constancias con que se acredite su cumplimiento.

POLICIAS MUNICIPALES SE NIEGAN A Declarar Sobre Desaparecidos

Además del reiterado desacato a diversas autoridades e instancias, por parte del alcalde perredista de Papantla, Marcos Romero Sánchez, cabe señalar que de acuerdo con la señora Blanca Ninfa Cruz Nájera, madre de uno de los desaparecidos “a casi año y medio de haber sido detenidos por la desaparición de tres jóvenes, los policías municipales de Papantla, acusados se han negado a declarar, por lo que las investigaciones no han avanzado”, añadió que están a la espera de los resultados de las pruebas de ADN realizados a los cuerpos encontrados en las siete fosas clandestinas, por parte de la Fiscalía Estatal.

La afligida madre reiteró que “no he dejado de buscar a mi hijo, por lo que he seguido promoviendo a través de organismos como la Comisión de Víctimas y Derechos Humanos, pero no se ha tenido resultado alguno, en el caso de los jóvenes desaparecidos en Papantla, entre ellos mi hijo, Alberto Uriel Pérez Cruz, de 19 años, la última audiencia que se tenía prevista para el pasado 12 de agosto no se realizó, de hecho ignoro más detalles, me enteré porque acudí al Juzgado a firmar unos papeles, creo por los amparos que están promoviendo los dos policías prófugos, me enteré el día 15, cuando la audiencia debió realizarse el 12, pero se pospuso”.

Respecto al caso de su hijo, Cruz Nájera recordó, que “este desapareció el 19 de marzo de 2016, en la ciudad de Papantla; los policías municipales lo persiguieron desde la casa de su novia, le dieron alcance en la colonia Cardenales sobre la calle Francisco Villa, le dispararon a las llantas del coche en el que iba con su amigo, ahí fue donde los levantaron y desde ese momento hasta hoy no sabemos de él, mi hijo es Alberto Uriel Pérez Cruz, de 19 años, en ese entonces desapareció junto a su amigo Luis Humberto Morales Santiago, de 18, y otro joven, de nombre Jesús Alan Olmedo, de 19”.

De igual forma, señaló haber sido víctima de amenazas de muerte, con el objetivo de detener la búsqueda de su hijo, “al principio cuando yo rendía declaraciones ante la Fiscalía, me comenzaron a enviar mensajes pidiéndome dinero a cambio de mi hijo, por lo que yo les solicitaba fotos de él para saber que estaba vivo, me dijeron que no me darían nada, por lo que yo tampoco les di nada; las patrullas que se los llevaron fueron las 084, 060 y 061, ocho policías están detenidos y dos siguen prófugos, ahora veremos que sucede, le pedimos al Alcalde que haga justicia, que esto no quede así, que se haga responsable que ‘no se lave las manos’ con lo de nuestros hijos, que entienda nuestro dolor de padres”.

OCHO POLICÍAS DETENIDOS Y DOS CONTINÚAN PRÓFUGOS

En un operativo conjunto, en el que participan elementos de la Secretaría de Marina, Ejército Mexicano, Secretaría de Seguridad Publica, Policía Ministerial y de la Fuerza Civil, el pasado 28 de marzo de 2016, fueron retenidos 41 de 183 elementos que conforman la Policía Municipal, al tiempo de asumir el mando y control de la seguridad en Papantla, a raíz de la desaparición forzada de tres jóvenes papantecos, desde el pasado 19 de marzo, nueve días atrás, sin que, hasta el momento, se sepa algo sobre su paradero, sus familiares con manifestaciones, exigían que se los regresaran “vivos”.

El 28 de marzo de 2016 fueron detenidos por la probable comisión del delito de desaparición forzada de personas los policías municipales Higinio B.S., Rufino P.B., José Luis R.G., Benito V., Reyes L. de la C., Mauro O. y el secretario municipal de Seguridad Pública, Bernardino O.C., en agravio de los jóvenes Alberto Uriel Pérez Cruz, Luis Humberto Morales Santiago y Jesús Alan Olmedo, desaparecidos en ese mismo año, el caso está ‘empantanado’ y el presidente municipal perredista de Papantla, Marcos Romero Sánchez, sigue desacatando a la autoridad.

HAY ELEMENTOS QUE SE ESTÁN PORTANDO MAL: ALCALDE

Nueve días después de la desaparición y ante los reclamos de una sociedad que ya está harta de la inseguridad y de los hechos violentos que a diario se viven, el alcalde Marcos Romero Sánchez, rompió el silencio y habló sobre estos hechos que involucran a su cuerpo de seguridad municipal; sin embargo, “se lavó las manos” y en su peculiar estilo “cantinflesco”, dijo no saber nada, asegurando, únicamente, que “le hemos pedido el apoyo al secretario de  Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita y al secretario general de Gobierno, Flavino Ríos Alvarado”, por lo que los siete policías detenidos y dos de las patrullas que participaron, quedaron en manos de la Fiscalía de Distrito.

Aquella ocasión, en conferencia de prensa, el alcalde Marcos Romero, afirmó “le hemos solicitado el respaldo al Gobierno del Estado, a fin de que asuma el control de la seguridad en Papantla, tras la destitución de la corporación que está siendo investigada en relación a la desaparición forzada de los tres jóvenes” y añadió que “no estaba enterado del caso, el día de los hechos recibí un parte informativo de novedades de la Policía Municipal, en el que se informaba sobre la localización de un vehículo abandonado, con reporte de robo, mas no sobre la detención de alguna persona, por lo que en relación a este hecho, no puedo decir más, para no entorpecer la investigación que se realiza y será la Fiscalía, la que determine la responsabilidad de los policías”. 

En ese sentido, confirmó la retención de 41 de los 183 elementos de la Policía Municipal, siete de los cuales tienen presunta responsabilidad en la detención de los jóvenes, incluyendo al director de Seguridad Pública Municipal, el comisario Bernardino Olmedo Castillo, mismos que quedaron a disposición de la Unidad Integral de Procuración de Justicia y en las próximas horas serán ingresados al Reclusorio Regional, en donde quedaron a disposición del Juez de Control, junto con la integración de la Carpeta de Investigación 326/2016, iniciada el pasado 20 de marzo, un día después de la desaparición de los jóvenes.

Comentarios